23 mayo 2006

El Odio, cayendo a toda velocidad

"El odio" es una buena película (lo fue cuando se estrenó), la mejor de Mathieu Kassovitz. Pero ocurre a veces que la valoración de una película cambia cuando el tiempo la alcanza, cuando la Historia la toma como ejemplo.



Los suburbios de París. Un día y una noche. Tres perdedores multiculturales y una pistola robada a la policía. Rencor de clase, brutalidad, etc.

El director no encuentra su estilo (el blanco y negro bellísimo y los movimientos radicales de la cámara no siempre congenian). Algunas imagenes oníricas desentonan y a veces la película lanza mensajes excesivamente crípticos (en comparación con otros fragmentos de la misma donde predomina la vocación didáctica).

Sin embargo, donde realmente resulta brillante es al monstrar la subcultura parisina, cuando el film gira hacia el documental encuentra su sitio como testimonio de una realidad que no queremos ver.



Cuando ocurrierion los "altercados" de París el invierno pasado, en TV no emitieron la película (es de 1995). No la mencionaron. Ahora, más que nunca, lo que era una aceptable muestra de cine se ha convertido en una pelícla necesaria, fundamental.

"Un hombre salta del piso 50 de un edificio. Mientras cae se va repitiendo: de momento todo va bien, todo va bien. Pero lo importante no es la caída, sino el aterrizaje"

1 Comments:

  • Guau, aterrizo en un gran blog.

    Pelicula a mi lista de 'por ver' y me he reído de lo lindo con 'TITANIC 2' xDDD

    Intentáré ser frecuente.

    Saludos desde La Bellota!

    By Blogger Ru8iN, at 6:44 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home